Video Drogas, alcohol, dependencias. Prevencion. Cursos y Formación

Cursos Alcoholismo y Drogodependencias: http://animacion.synthasite.com

Prevenir significa anticiparse, actuar antes de que surja un problema para evitar su incidencia, reduciendo las consecuencias y mejorando las condiciones actuales. Para ello es necesario conocer las causas que lo origina para poder actuar sobre ellas, sino la intervención sería ineficaz.

Los factores de riesgo son aquellas características, hábitos o condiciones individuales, culturales y sociales que, interactuando en un determinado momento, menosprecian o distorsionan el peligro, por lo que incrementan las posibilidades de que una persona pueda consumir drogas. También podríamos hablar de circunstancias personales, familiares y grupales que influyen para que se produzca un comportamiento concreto. Estos factores también inciden en el aumento del número de individuos que experimentan con drogas y en la disminución de la edad de inicio.

Así, cuando un sujeto se inicia en el consumo, está influenciado por:

a) La sustancia; que tiene sentido cuando cumple una función para el sujeto.
b) El contexto cultural y social (familia, escuela, amigos, ambiente).
c) La conducta del sujeto, o sea, las respuestas a los estímulos que recibe según sus propios intereses y valores.

El Alcoholismo puede ser considerado como una enfermedad social en su origen por cuanto es una substancia ampliamente permitida y reforzada socialmente en su consumo. La sociedad desarrolla y mantiene cierto tipo de conductas que pueden ser conductas-riesgo, por ello el proceso de socialización cobra especial importancia como mantenedor de ciertos comportamientos que desde la escuela, familia o comunidad conduce al individuo a adoptar determinados estilos de vida.

Cuando se educa sobre el problema del Alcoholismo, hay varios aspectos a tener en cuenta, por un lado, ofrecer una información adecuada sobre los problemas que conlleva, considerar que el miedo no es buen agente de cambio, la prueba está en las campañas para prevenir los accidentes de tráfico (ofrecer escenas de muertes sólo resulta eficaz en un primer momento, como cuando conducimos y nos encontramos un accidente en la carretera, después se olvida). Lo más importante y difícil es conseguir que las personas se impliquen y se comprometan con el cambio de conducta, para ello, ha de tener conciencia del problema y sentir la necesidad de cambio. El autoengaño es habitual en el alcohólico, que ve en la bebida la satisfacción de unas necesidades que no sabe cubrir de otro modo. El alcohol se ve como la solución, no como el problema, de tal modo que cuando se aparta de la bebida, se ve sin apoyo, generándole tal ansiedad que vuelve a consumir.

Las personas del entorno del alcohólico pueden ayudar a motivarlo al cambio, provocando un conflicto entre el beber y las auténticas necesidades, lo que en psicología se denomina «disonancia cognitiva». En el medio laboral, la motivación puede sobrevenir cuando ve peligrar el empleo.

Cuando nos encontramos con un sujeto alcohólico, y queremos que opte por la opción del cambio, una disposición clave por nuestra parte es mantenernos en actitud de escucha y empatía, evitando discusiones. Se le debe informar de los riesgos y del porqué, eliminar las dificultades para el cambio, ofrecer alternativas a otras conductas, haciendo que se sienta libre para escoger, pues es él quien debe responsabilizarse del cambio. Hay que hacer que cobre fuerza las consecuencias negativas derivadas del consumo, neutralizando los refuerzos que le puedan llevar a seguir bebiendo.

ANIMACION, SERVICIOS EDUCATIVOS Y TIEMPO LIBRE
Formacion a Distancia y Permanente de Educadores/as
Apartado 3049 -36205 VIGO- España
Tfno/Fax.: 986-25 38 66 / Movil: 677-52 37 07 / 615-38 30 03

formacionadistancia@arrakis.es
http://animacion.synthasite.com
https://instagram.com/animacioncursos
http://pinterest.com/animacioncursos
http://www.facebook.com/animacioncursos
http://www.youtube.com/user/animacionservicios

Interesting Links:

  1. Curso De Masaje

Leave a Reply